sábado, 10 de enero de 2009

HOMENAJE POSTRERO

El Lunes anterior, sentado a los pies de una làpida y entre el azul del humo de mi cigarrillo mi mente volviò a retroceder muchos años atràs. En mi cabeza sonaban aùn esas palabras pronunciadas tal vez por primera y ùltima vez. Te quiero mucho hijo...mucho... yo me sentìa el niño mas amado del mundo mientras abrazaba con todas mis fuersas a mi padre.
Esa imàgen fuè sustituida por otra donde èl me comprò mi primer par de zapatos decentes, aùn los recuerdo muy bien, eran unos mocasìnes color cafè, de charol mismos que conservè un tiempo despues de que ya se encontraban con las suelas llenas de hoyos, como tirarlos a la basura si fueron el primer regalo de mi viejo...
La ùltima escena que vivì nuevamente ese dìa se remontò a 21 años atras, mi viejo tirado en el suelo... muerto. Un dolor indescriptible inundando todo mi ser. La solicitud de perdòn que entre desgarradores lamentos le solicitè y el perdòn otorgado por todo lo malo que, tal vez inconcientemente me hizo en vida.
La angustia de las siguientes horas y la desesperaciòn por no tener dinero ni para comprarle un humilde ataùd.
Ahi, mientras mi madre saliò a conseguir un ataùd y el dinero suficiente para pagar la inhumaciòn, platiquè con èl, le dije que le amaba... que ahora entendìa muchas cosas... que si habìa actuado groseramente. Que si me habìa atrevido a levantar la mano y asestar aquellos golpes... que habìa sido orillado por las tràgicas circunstancias. Que no habìa sido por tener la maldad incrustada en mi corazòn.
Mi padre falleciò casi a medio dia de un nueve de Enero, hace 21 años y no fuè hasta aproximadamenta la once de la noche del mìsmo dìa, que pudo por fìn descansar en lo mas elemental que es un ataùd, hora y media mas tarde llegaron sus hermanos, llevaban otro ataud, pero no lo llevaban de buena fè... lo llevaban tal vez por compromiso, por sentimiento de culpa, asì que decidì que fuese enterrado en ese ataud humilde, donado por la beneficiencia publica y asì pudimos darle sepultura al dìa siguiente.
Hoy, observo como el empleado del panteòn cava nuevamente la fosa, para extraer los restos de mi padre. El plazo para permanecer ahi, ha caducado. Ahi es cuando uno siente el dolor de no contar con los medios econòmicos para comprar otro sitio y no tener que realizar este triste tràmite. ¡ pinche dinero... maldito dinero !
Por fin el empleado termina y nos hace entrega a mi madre y a mì, de una bolsa negra de plàstico, ahi estàn los restos de mi padre, mientras los restos descansaban en mi regazo, con profunda ternura acariciè su cràneo descarnado y le dì un beso... ese beso que en vida no tuve oportunidad de darle... Despuès la cremaciòn y entrega de sus cenizas... Estamos a la espera de juntar dinero para llevar a sepultar nuevamente sus cenizas allà en algùn lugar del estado de Mèxico. En la tierra que lo viò nacer... por el momento yace en el altarcito que mi madre tiene en casa junto a sus santos...

Queridos amigos, honestamente hoy no tengo inspiraciòn, posiblemente estè viviendo un nuevo luto.
Ofrezco disculpas por no pasar a visitarles, mi p.c. necesita cirugìa, espero pronto poder estar nuevamente con ustedes...
gracias por todo...

11 comentarios:

malhechecito dijo...

Ay compadre, me hizo recordar cuando myrio mi abuelo, anduvimos mi padre y yo negociando lo del ataud con unos conocidos, al dia siguiente se presentaron todos los hijos y nadie pregunto si se necesitaba algo, animo compadre, al menos tiene la satisfaccion que no lo mandaron quemar con un monton de huesos que nadie reclama, ya llegara el dia en que todo se pueda hacer mas decentemente, le dejo un abrazo y animo una vez mas.
Bye

Evan dijo...

:(

Los lutos terminan alguna vez??

Te acompaño desde la distancia, querido Javi!

Beso!

Exenio dijo...

Caray ¿qué palabras pueden hacerte fuerte? ¿qué evento puede hacerte sentir verdaderamente llevadero un momento por el que ahora atraviesas? Sinceramente quisiera saberlo. Quisiera saber que diciendo "échale ganas", "estoy contigo", "lo siento mucho", etc., aquellos terrenales inconvenientes desaparecieran, se alivianan, se re-convirtieran... vale madre, no es así.

Lo que si es, en el aquí y en el ahora es que, por una razón u otra aquél trance ya discurrió y que, por lo que parece... ya vas por menos.

Va para allá un abrazo...

bellota_b dijo...

Comprencible tu dolor,estás memorando la muerte de tu padre.
Tranquilo no visite blog,total no es obligación...debe ser a modo de ganas y tiempo.

Me voy de vacaciones y te dejo saludosssss!!!

cariñussss

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Por mucho que hayan existido momentos complejos, tristes y violentos...un padre es un padre y se le llora de algún modo junto con el mutuo perdón, de ser necesario.

Pobres, pero con dignidad...siempre con dignidad. Lástima que para las clases menos acomodadas, el luto sea un sentimiento que se recuerde de modo perentorio de cuando en cuando...mientras los millonarios lo ven hasta como un lujo.

Será una decisión que en algún momento hay que tomar...pero si dependiera de mí, ahora, prefiero ser cremado y mis cenizas depositadas en algún lugar de la ciudad.

Mucho ánimo, tómate tu tiempo y, en la medida que puedas, arriba los corazones. Saludos afectuosos, de corazón.

AndreaLP dijo...

Siempre hay un dejo de tristeza cuando recordamos a quienes hoy ya no están entre nosotros. Siento mucho lo de tu papá y lo que están pasando tu familia y tú. Espero que pronto lo puedan resolver; mientras tanto te envío un gran abrazo.

Cardo dijo...

Supongo que cuando se trata de esos afectos tan cercanos: padre, madre, hijos, el duelo es de algún modo eterno, que pena que hayas tenido que revivirlo de esta manera tan cruel...
Mi querido amigo, no puedo hacer más que acompañarte y enviarte un fuerte abrazo...

: ) dijo...

Ay , lloré . Mi Pa se fué le 15 de enero . Se lo que es eso .
Un abrazote !

pato dijo...

Un abrazo !

lully desnuda dijo...

Hola querido Fenix, te cuento que en diciembre pasado tiramos la cenizas de mi padre al mar, como él así lo quería en vida. Fue unacto de cuatro de sus hijos, me incluyo, donde todos estabamos felices porque consideramos que su espíritu está en paz. Aún siento su vacío y entiendo todo lo que nos has contado en esta entrada. Te deseo mucha armonía con este caso y ten presente que tienes un angelito (tu padre) que vela por tí.

¡Un abrazo renovador de energías cósmicas y mi mejores deseos para ti, en este 2009!

elbibis dijo...

Recibe un abrazo, Fénix. Es muy conmovedor lo que escribiste, y dice mucho de ti. Saludos.